¿Cómo el más reservado de los extraordinarios músicos de The Who lograría redimir y proyectar al instrumento de las cuatro cuerdas?

je2

John Alec Entwistle es famoso por ser el bajista de la explosiva agrupación inglesa The Who. La cual contaba en sus filas a excelsos intérpretes, prodigios en sus respectivos instrumentos.

 

Pete Townsend era el motor creativo, el genio que utilizaba la guitarra como vehículo para escribir himnos como My Generation mientras la destrozaba en el escenario. Roger Daltrey se encargaba de la voz principal, capaz de transmitir delicadeza en See Me, Feel Me, así como poderío con el mejor grito de los archivos del Rock en Won’t Get Fooled Again. Finalmente Keith Moon, el músico mas intenso, frenético y desenfrenado en tomar un par de baquetas, quien aborrecía la repetición y trataba a su set de batería como el instrumento principal de la banda. Entre tanto talento y desbordamiento John era el más reservado. Sin embargo logró que su bajo expresara mucho más de lo que él hacía con gestos y palabras, aquí cómo lo logró.

El inicio.

Alec (1944) había comenzado a tocar otros instrumentos antes de pasarse al bajo. Moviéndose por el piano, la trompeta, el corno francés y finalmente la guitarra. Cuando formó The Detours, a principio de los sesenta, con Roger Daltrey, ya era un músico versado y bastante fogueado. Su formación académica y conocimiento de varios instrumentos serviría para la producción y arreglos en The Who.

 

Su interés en los sonidos más graves y ásperos de la guitarra lo harían decantarse por el bajo. No lo haría de la manera convencional, ya que él mismo fabricaría su primer instrumento de cuatro cuerdas. Esa sensibilidad en la guitarra transportada al bajo definiría el estilo fuera de lo común de John Entwistle, mejor conocido como “The Ox”.

je3

 El Lead Bass de John Entwistle.

En los comienzos de The Who, Roger tocaba la guitarra junto a Pete, pero el primero decidió enfocar sus esfuerzos únicamente en las voces. Dejando así un espacio sonoro considerable en la agrupación. La situación fue rectificada por las magníficas líneas de John, las cuales fungían como ambos instrumentos a la vez. Con ese espectro tan amplio, Townshend acuñaría un término que describía cabalmente el papel de Entwistle dentro de la banda: el “Lead Bass” o Bajo principal. Clara referencia al protagonismo del bajo equiparable al de la guitarra.

 

John utilizaría la fuerza sobre el escenario de sus compañeros, cual maestro de artes marciales, en su beneficio y el del grupo. Absorbiendo la fiereza de Pete, la efusividad de Roger y la locura de Keith para transmutarla en un una figura impasible, inamovible, estoica. Entwistle sólo se plantaba y tocaba sus complejísimas líneas apenas con algún esfuerzo. Dejando que sus riffs, motivos, contrapuntos y arreglos abrieran paso entre “La banda más ruidosa del mundo”. Destacando sin pretender. Arrasando sin agobiar. Haciendo de su instrumento no sólo el cimiento rítmico, sino el eje gravitacional de todo The Who. Encarnándose en un verdadero ojo del huracán.

 

Para conocer las historias detrás del Rock, escucha Delorean todos los miércoles de 21:00 a 23:00 horas.